¿Qué ver en un fin de semana en Sevilla?

que ver en un fin de semana en sevilla

Si tienes pensado pasar un fin de semana en Sevilla y no sabes por dónde empezar, en este artículo te dejamos los lugares imprescindibles que no pueden faltar si no dispones de mucho tiempo en esta ciudad. Además, te damos algunos consejos que te pueden ser muy útiles a la hora de organizar tu viaje.

1. La Catedral, la Giralda y el Real Alcázar.

La Catedral y la Giralda junto con el Real Alcázar son monumentos imprescindibles en tu fin de semana en Sevilla. La Catedral, sin ir más lejos, es el templo gótico más grande del mundo. Además, no es una Catedral como otra cualquiera, ya que fue la mezquita más grande de la ciudad antes de ser templo cristiano. De hecho, conserva el antiguo patio de las abluciones (actual Patio de los Naranjos) y la famosa Giralda, cuyo cuerpo fue parte del minarete de la mezquita. Las vistas de la ciudad desde arriba son simplemente impresionantes. Si el exterior de este templo es espectacular, el interior es aun más interesante: la tumba de Cristóbal Colón, el Retablo Mayor más grande de la Cristiandad, obras de pintores como Murillo o Francisco de Goya… son algunas de las cosas que hacen que esta catedral posea un valor incalculable.

El Real Alcázar de Sevilla es el palacio real en uso más antiguo de Europa, en uso puesto que todavía lo utilizan los Reyes cuando vienen a visitar Sevilla. Este complejo monumental está formado por diferentes palacios y patios que se conservan aún de palacios primitivos. Te recomendamos que no te vayas de Sevilla sin visitar el espectacular Palacio Mudéjar o sin pasear por los maravillosos jardines, que han sido escenario de series tan conocidas como Juego de Tronos.

Si dispones de poco tiempo, te recomendamos reservar el Pack Real Alcázar+Giralda y Catedral para visitar los dos monumentos más conocidos de la ciudad en aproximadamente unas 3 horas. Además, al ir acompañado de un guía oficial te asegurarás de no perderte un solo detalle de estos monumentos tan importantes.

2. El Barrio de Santa Cruz

El Barrio de Santa Cruz era, junto al Barrio de San Bartolomé, la antigua Judería de Sevilla. Está situado junto al Real Alcázar, por lo que puedes visitarlo por la tarde después de realizar la visita del palacio real. Está considerado uno de los barrios con más encanto de Sevilla. Sus callejuelas estrechas que lo convierten en un barrio laberítico, o plazas como Doña Elvira o Santa Cruz, hacen de este barrio un lugar especial donde perderse. En Santa Cruz también encontrarás tiendas de artesanía, de dulces típicos y restaurantes donde probar la gastronomía típica de la ciudad. Te recomendamos entrar por la calle Judería e intentar salir sin la ayuda de Google Maps. Y si lo que quieres es conocer la historia de los judíos en Sevilla, puedes reservar una de nuestras visitas guiadas por este barrio.

3. El centro histórico y el Arenal

Sevilla es, sin duda, una ciudad para pasear. De hecho, se dice que “los sevillanos hacemos vida en la calle”, y es cierto, por lo que te recomendamos reservar unas horas de tu fin de semana en Sevilla para simplemente pasear y disfrutar del ambiente de esta ciudad. La Avenida de la Constitución, la calle Sierpes, la Plaza del Salvador, o las calles del barrio del Arenal son maravillosas para pasear y de vez en cuando, pararte a degustar alguna tapa típica con su cerveza correspondiente: un serranito, una tapa de ensaladilla, el famoso solomillo al whisky, un montaíto de pringá, o un cartucho de pescaíto frito, son solo algunas de las ideas que te proponemos para sentirte como un sevillano más. Y si lo que quieres es acompañar el café, aprovecha para probar las torrijas o los pestiños.

4. La Plaza de España

la Plaza de España no es una plaza cualquiera. Este monumento emblemático está considerado por muchos el monumento con más encanto y el más representativo de Sevilla. Fue construida para la Exposición Iberoamericana celebrada en Sevilla en el año 1929, de ahí su simbología relacionada con América. Construida en estilo regionalista, con ladrillo visto y cerámica, el colorido y la vivacidad de esta plaza te atrapará para sumergirte en un ambiente único y te transmitirá de forma mágica la alegría de nuestra tierra. Es el único monumento que se encuentra un poco alejado del centro histórico, por lo que te recomendamos visitarla por la tarde y reservar la mañana para los monumentos con un horario más restringido. Si dispones de poco tiempo, puedes coger el tranvía en el Archivo de Indias hasta el Prado de San Sebastián. En este caso, el Parque de María Luisa tendrá que esperar.

que ver en un fin de semana en sevilla

5. El Barrio de Triana

Aunque no dispongas de mucho tiempo, merece la pena que cruces el puente de Triana para adentrarte en la otra orilla del río. El Barrio de Triana, situado al oeste del río Guadalquivir, es una de las zonas más emblemáticas y pintorescas de la ciudad. Con una rica historia y una identidad cultural única, Triana siempre ha sido considerado un barrio de marineros, alfareros y artistas. Te recomendamos visitar la Plaza del Altozano, pasear por la calle Betis, también la calle Pureza, donde encontrarás la iglesia de Santa Ana, que es la iglesia más antigua de Sevilla y la Capilla de los Marineros, donde se encuentra la Virgen de la Esperanza, una de las imágenes con mayor devoción en Sevilla, y por supuesto, pasear por la calle San Jacinto, llena de bares y tiendas para conocer el ambiente sevillano más puro. Pero sin duda, para nosotros la joya de Triana es su mercado, donde encontrarás una gran variedad de productos típicos en sus puestos decorados con azulejos, al más puro estilo trianero. También puedes tapear en alguno de los restaurantes que se encuentran dentro del mercado.

Con su ambiente auténtico, su rica cultura y su posición estratégica a orillas del Guadalquivir, el Barrio de Triana es un lugar imprescindible para aquellos que desean experimentar la auténtica esencia sevillana, y lo mejor de todo es que Triana es un barrio con encanto tanto de noche como de día, por lo que puedes visitarlo cuando mejor te venga.

Por último, si tienes tiempo y quieres despedirte de esta ciudad de la forma más tradicional, te recomendamos disfrutar de un espectáculo de flamenco. En Sevilla encontrarás una gran variedad de tablaos que ofrecen espectáculos de flamenco con diferentes precios. Si no sabes cuál elegir pregúntanos y te ayudaremos a elegir el que buscas.

Sevilla es una ciudad para vivirla, ya sea recorriendo sus calles o probando sus tapas típicas, pero también es una ciudad monumental, llena de historia y cultura. En Around Sevilla Tours estamos encantados de ayudarte a que tu fin de semana en Sevilla sea inolvidable.

¡Comparte este artículo!
Facebook
Twitter
LinkedIn

¡Pide cita ahora!